Se echaba de menos


Lo necesitaba, mi cuerpo lo estaba pidiendo hacía ya tiempo, necesitaba volver a sentirme yo misma, a volver a creer en mí ,solo por una tarde, necesitaba reírme hasta que me faltara el aire, necesitaba sentirme querida y no fingir que estoy bien, es algo que echaba de menos y que añoraba. Quería a volver a vivir esas tardes de locura con ellas,hacer tonterías aunque nadie entienda, como cuando éramos más pequeñas El tiempo nos ha cambiado y se nota ya no hacemos lo mismo,cuando éramos pequeñas siempre intentábamos hacer nuevos planes, hacer cosas divertidas,pero ahora todo es diferente, es una continua monotonía y necesitábamos cambiar de aires, volver a ser nosotras, a reírnos hasta golpear cosas, a imitar a otras personas, a gastar bromas telefónicas y mancharnos la cara, porque solo se es joven una vez y hay que aprovecharlo.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Advertencia 49

Por culpa de la poesía

Desde que te conozco

Ru(pturas)tina

El para de mi cuento